Cirugía del cristalino

A partir de los 40 años existen diferentes opciones para dejar de necesitar gafas de lejos de cerca, mediante láser o lentes intraoculares. El cirujano refractivo le indicará si es usted apto para la corrección y qué opción es la indicada en su situación. En el Instituto oftalmológico Amigó (IOA) realizamos desde 2001 un tratamiento del cristalino que, en los pacientes aptos para ello, soluciona las limitaciones que puede tener la cirugía refractiva pasados los 40 años.

Este tratamiento está dirigido a: 1.- aquellos pacientes que ya necesitan gafas para leer o bien 2.- aquellos que, para poder leer letra pequeña, tienen que quitarse sus gafas de lejos y siempre que 3.- no sean candidatos aptos para el tratamiento sólo con láser. Se trata en resumen, del tratamiento de la presbicia o vista cansada cuando está asociada a la miopía o a la hipermetropía, con o sin astigmatismo, y que típicamente empieza a aparecer a partir de los cuarenta años de edad.

Sin la dependencia de las gafas de lejos ni de cerca, su calidad de vida ganará en satisfacción y nuevas oportunidades.

¿Que es el cristalino?

En términos sencillos, se trata de la lente, básicamente compuesta por proteína y agua dentro de una membrana transparente, que se encuentra suspendida en el interior de su ojo, justo detrás del iris, y que puede cambiar de forma para enfocar las imágenes en función de la distancia a la que se encuentren, tal como hace el objetivo de una cámara, permitiendo así el enfoque para cerca y para lejos. Esta capacidad de variar el enfoque además ayuda a compensar, al menos en parte, los síntomas de la hipermetropía, miopía y astigmatismo.

ciru_crista1

Esta capacidad de variar el enfoque ayuda a compensar, al menos en parte, los síntomas de la hipermetropía, la miopía y el astigmatismo. En ausencia de enfermedades de la visión y de manera natural con la edad, el cristalino pierde elasticidad, lo que inevitablemente provoca, a menudo de forma rápidamente progresiva, la presbicia o vista cansada.

Esta situación, que normalmente se da a partir de los 40-50 años, hace también que los síntomas de la miopía e hipermetropía se hagan más notorios e incómodos para el paciente, presentándose una progresiva necesidad de gafas para lejos y para cerca o de lectura. En algunos casos esto se manifiesta como la necesidad de quitarse las gafas de lejos para poder leer.

Se trata de un proceso negativo, aunque natural, en la evolución de nuestra calidad de visión.

¿Por qué sustituir el cristalino?

Se han hecho grandes avances en la cirugía del cristalino. Hoy es uno de los procedimientos más seguros y con mejores resultados. Literalmente millones de personas mejoran su visión en todo el mundo, año tras año.

Este proceso le ofrece la posibilidad de mejorar su calidad de vida ya que al tiempo de corregir los defectos refractivos que tenga, como la miopía o la hipermetropía, que le fuerzan a usar gafas para lejos, también puede corregir la vista cansada o presbicia, que no puede tratarse con otros procedimientos

¿Cómo se sustituye el cristalino?

Es una intervención sencilla. Con el ojo anestesiado por unas gotas, se practica una mínima incisión lateral por donde pasa un microinstrumento de precisión que permite eliminar mediante ultrasonidos la proteína del cristalino.

ciru_crista2 ciru_crista3

Este proceso que dura entre 1 y 2 minutos, está constantemente asistido por ordenador, lo que en parte explica su enorme seguridad y rapidez.

ciru_crista4

Una vez eliminado el interior del cristalino envejecido, sus funciones perdidas se recuperan implantando en su lugar una lente intraocular, que queda sujeta para siempre por la membrana (cápsula) del cristalino, envoltorio transparente natural, que se conserva.

En los días siguientes la visión se va recuperando de forma completa. Es importante destacar que, frecuentemente, no se obtiene un resultado funcional completo hasta que ambos ojos han sido intervenidos y el cerebro se adapta a la visión recuperada.

Como no existen dos ojos iguales, el sistema INFINITI ™ es, en las manos del cirujano, el equipo que puede aplicar la tecnología adecuada a cada tipo de cristalino: Ultrasonidos, en forma de vibración u oscilación (OZIL™) o ambas, pueden alternarse para asegurar un procedimiento rápido, seguro y eficaz.

Las pruebas diagnósticas, la propia cirugía y el seguimiento personalizado posterior, se realizan bajo la especial dedicación profesional del equipo médico del Instituto Oftalmológico Amigó, específicamente acreditado en esta técnica.

¿Por qué una lente intraocular multifocal?

Tras una intervención de cristalino con lente intraocular monofocal (1), el paciente normalmente necesita gafas de lectura, bifocales o progresivas, para poder leer y enfocar objetos cercanos pequeños .

La lente intraocular multifocal (2) significa un gran salto cualitativo. Utiliza tecnología difractiva o refractiva (como en algunos microscopios y telescopios) para ofrecer a la mayoría de pacientes un rango de visión completo, desde leer una revista hasta disfrutar plenamente de un paisaje, y todo sin la necesidad de gafas La mejor visión de cerca sin gafas, se obtiene utilizando una buena fuente de luz.

ciru_crista5

1. Con una lente monofocal podemos enfocar perfectamente los objetos lejanos y, con práctica, algunos a media distancia. Con la lente multifocal, podemos enfocar objetos lejanos, cercanos o aquellos situados en distancias intermedias.

2. Según los estudios realizados, el 80% de pacientes con implantación de lentes multifocales en ambos ojos no necesitó gafas para ningún tipo de actividad. El 20%restante sólo las utilizaron, en ocasiones, para actividades especiales como lectura de prospectos médicos, práctica de algún hobby de precisión, costura, etc.

Implante de la lente

1.- Primero la lente se introduce en el cristalino , una vez dentro, 2.- se expande de forma automática y se acomoda de manera permanente. Así permanecerá invariable en el interior del ojo.

ciru_crista6

¿Y es para siempre?

Volver a ver sin gafas como hacía mucho tiempo que no veía es gratificante, pero lo es más aún pensar que puede ser así para siempre.

Gracias a su exclusivo material biocompatible y filtros solares, la lente no se degrada y se mantiene transparente en el tiempo. Además, no reaparece la vista cansada ya que el enfoque de los objetos depende únicamente del diseño invariable en el tiempo de la lente multifocal implantada

¿Qué se siente?

Para el tratamiento del cristalino y la implantación de la lente se utilizan unas gotas de anestesia tópica, por lo que no se siente dolor alguno aunque se pueda sentir el contacto de una mano o el frío de un líquido. El tratamiento completo no dura más de 8-12 minutos por ojo.

ciru_crista7

Se trata de cirugía ambulatoria, es decir que el paciente puede marcharse por su propio pie tras un breve descanso y, llegado a casa, realizar una actividad básica normal. Por lo general una visión útil, sin gafas, es posible desde el mismo día de la intervención.

Tecnología y experiencia

La cirugía del cristalino sigue unos protocolos muy variados y utiliza lentes intraoculares de diferentes tipos y materiales. En todo el mundo se realizan cada año millones de tratamientos del cristalino.

Para la intervención, en el Instituto Oftalmológico Amigó disponemos de los últimos avances tecnológicos, como el sistema INFINITI ™ que incluye la exclusiva tecnología OZIL que ofrece cotas de seguridad máxima. También ofrecemos la lente multifocal más adecuada para las necesidades de cada paciente que le permita volver a ver con claridad a cualquier distancia e independizarse de las gafas o lentes de contacto

ciru_crista8

Cirugía de Cristalino. IOA Sept. 2008

[Volver] [Inicio]

Síguenos a través de las redes sociales:
Diseñado por sergiohm